El 24 de diciembre de 2005 mi mundo se hizo más feo… Este texto lo escribí hace unos años, pero me hacia ilusión dejarlo grabado aquí.

Trece años después, ya no recuerdo tu voz, pero solo pienso en lo bonito que sería que siguieras por aquí. 


Hace diez años yo estudiaba tercero de carrera, tenía el pelo negro y rizado, salía con el chico del Golf. Sabía que viviría sola, no tendría niños y viajaría por el mundo… Una década después, solo puedo decir que soy mucho menos idiota, aunque tú no lo sepas.

En estos diez años ha pasado de todo. España ha ganado un Mundial, acabo la serie de ROMA y ha salido «Juego de tronos», que te hubiera encantado.
Quedamos algunos jueves a cenar y hablamos casi a diario a través de un grupo de whatsapp, tu odiarías los grupos, Facebook, tanto mensaje y fliparías con los palos selfie.
Hace diez pensé que sería horrible pasar mi cumple sin ti, subir a tu casa de nuevo, la Nochebuena…. pero la verdad es que lo que más ha dolido han sido los detalles.
Diez años después ya no recuerdo tu voz, algunos de tus rasgos se han borrado y he idealizado todo lo que tiene que ver contigo. Te he echado de menos en mi boda, cuando nació Lúa o cuando termine la carrera, pero sobretodo cuando como con la abuela y no escucho la llave en la puerta.