Arrancamos la semana en martes, cargada de planes y tomando el primer café con Xiomara de Gráfica Dispersa. A la vuelta del verano, trabajamos juntas los textos de sus web y fue un gran descubrimiento porque me enamore de su trabajo.

Hoy la he invitado al blog para que conozcáis un poco más sobre ella y sobre todo cómo decidió emprender y arrancó a dos semanas del estado de alarma en España. Un ejemplo perfecto de con determinación no hay malas épocas para lanzarnos a la piscina.

Antes de entrar a hablar de diseño, branding o emprender, ¿cuéntanos un poco quién está detrás de Gráfica Dispersa? 

Detrás de todo este “tinglao” estoy yo, Xiomara (o Xio), diseñadora gráfica especializada en branding y diseño web para emprendedoras, “granaína”, mami de dos gatos y emprendedora que se lió la manta a la cabeza a finales de febrero de 2020, quince días antes de decretar estado de alarma en España.


Precisamente, ahora que conocemos mejor el proyecto, ¿cómo arrancas? 

Arranco con muchos miedos, sin tener nada claro y con un millón de dudas. La mayoría de las decisiones más importantes de mi vida las he tomado así, llena de dudas y miedos. Cuando decidí emprender, quería hacerlo a por todas, hasta con un estudio a pie de calle. Estaba muy ilusionada de crear algo tan mío y personal. Dos semanas de reformas, pintar paredes, empapelar paredes, montar muebles… y a 3 días de la inauguración del estudio, se decretó en España estado de alarma. Imaginad mis pensamientos ¿y ahora qué hago? ¡me doy de baja en autónomos! ¿y si me espero? ¡todo este dinero invertido y ahora no puedo abrir! ¿y ahora qué hago con los muebles? ¡y en casa no puedo trabajar, porque nadie me ve, nadie me va a conocer! 

Y qué equivocada estaba, aunque estaba deseando poder volver a mi estudio que con tanta ilusión había preparado, ¡estaba trabajando desde casa! Hoy día las redes sociales son punto fundamental e imprescindible a la hora de arrancar y mantener un negocio. Empecé a tener mis primeros clientes, y seguí creciendo sin darme cuenta, hasta el punto de decidir no abrir mi estudio y trabajar únicamente desde casa.


Al inicio, cuales dirías que han sido los frenos o limitaciones que más te están costando. 

Sin duda, poner precio a mi trabajo. Este punto para mi, y creo que para muchos, es el más complicado. Hoy día lo sigue siendo, pero me siento mucho más segura que antes. Por otro lado, empezar un negocio creativo con un porfolio vacío, es bastante frustrante, tuve que crear contenido e inventar mil cosas para dar a conocer mi trabajo.


Hemos trabajado juntas en tu copy, pero si me gustaría que compartieras si te ha costado mucho definir servicios y crear una estructura de negocio. 

Tenía muy claro que quería paquetizar mis servicios y al principio los definí sin conocer las necesidades reales de mi público objetivo (cosas de novata) pero conforme pasan los meses, pude hacer paquetes más específicos para poder facilitar su elección en base a las necesidades de cada cliente, incluso, han aparecido servicios que en un principio ni contaba con ellos.


Y ahora vamos al campo del branding y el diseño web, ¿qué debe ser imprescindible antes de hacer un branding?

Bueno en este tema puedo estar escribiendo infinito. Pero, voy a intentar ser breve y concisa. Desde el punto de vista del cliente, antes de crear un branding, es fundamental que busque un diseñador con el que se sienta cómodo trabajando, es importante que vea su portfolio, su estilo, que entre en su web y lo conozca un poco más, porque si hay feeling desde el principio todo fluye mejor. Partir de un buen briefing en el que se hable de valores, necesidades, ideas, preferencias, es fundamental. También es importante que una vez estén presentadas las necesidades, se dejen aconsejar por el experto en cuestión, porque muchas veces tenemos (o creemos que tenemos) una idea muy clara porque nos encanta, pero amiga, lo que te gusta a veces no es lo que funciona en una marca. 

¿Cuáles son los errores más comunes que solemos cometer al trabajar con nuestra marca?  

El error más común es no aplicar la marca como es debido. Pero a veces la culpa es del diseñador y te explico porqué. Cuando se realiza un trabajo de branding o diseño de marca, se debe entregar un manual, que es un documento que recoge todo el uso y gestión de nuestro proyecto, nos da las pautas, pero hay quien este documento no lo entrega, y claro, entre que es complicado y que no tienes una guía… que si cambias las tipografías, que si ahora pones un color que no estaba en tu paleta principal, que si ahora inventas una nueva composición de textos… y haciendo esto, tu marca ya no es tu marca, pierde toda la esencia y lo peor ¡confunde al público!


Dentro del diseño web, ¿qué nos cuesta más gestionar a las emprendedoras?

Sin duda la autogestión de la web. Personalmente, las webs que diseño son 100% autogestionables, y soy consciente de que tiene desventajas como por ejemplo, tocar donde no se debe, y por eso, mando a mis clientas minivideos explicativos del uso de su web. Es muy importante que propietario de la web tenga pleno uso de ella, siempre siguiendo las indicaciones y consejos que se le dan. Otro punto súper importante y que no se le suele dar importancia es, querer construir una web sin tener claro el branding de tu marca ¿cómo construyo una web si no tengo los elementos que constituyen una marca? Hay que tener muy bien definido antes el branding para poder hacer una buena aplicación de el en la web, que recuerdo, que una web es, donde tu marca es.

Marketing de contenidos para emprendedoras

Contenido semanal práctico y aplicable para mejorar tu negocio